16 de junio de 2015

Sexto día - Rennes, capital de Bretaña

  

Hoy nos hemos levantado muy pronto, mucho más de lo que estamos acostumbrados. Sinceramente, pensaba que lo llevaríamos peor pero ha sido llevadero ya que al levantarnos tenemos tantas ganas de empezar el día que no nos importa y nos despertamos con energía. Esta mañana hemos visto que iba a ser un día despejado y soleado y nos ha sorprendido porque en buena parte de nuestro viaje el tiempo no nos había acompañado pero eso no nos había impedido disfrutar del día.
Después de un trayecto corto en coche hemos llegado al colegio, es un momento de rencuentro para explicarnos todo lo que hemos hecho la noche anterior. A continuación hemos ido a buscar la comida y nos ha venido a buscar un autocar.
Ha sido una hora y media de viaje, aunque tendría que haber sido una hora, pero a la entrada de Rennes había un poco de tráfico. Al principio todos nos hemos quedado sorprendidos porque Rennes ya se parecía más a Barcelona y sobre todo a París ya que como luego nos han explicado el arquitecto del Rey de Francia diseñó los famosos edificios de París y algunos en Rennes.
Hemos ido a la oficina de turismo que era una capilla y desde ahí hemos comenzado nuestro recorrido por los puntos históricos más importantes de la ciudad. Ha sido interesante y ahora ya sabemos un poco más de la ciudad. Luego, hemos ido a hacer el pícnic a un bonito parque llamado Thabor. El parque era precioso, estaba cubierto de césped verde y tenía muchos lagos, grandes fuentes y un gran rosal donde había todo tipo de rosas, cada una con su nombre, por ejemplo una se llamaba Julio Iglesias. En conjunto todas las rosas dejaban ir un perfumado y agradable aroma.
Al acabar de comer, nos han dejado solos para que hiciéramos compras o simplemente para callejear, cosa que hemos disfrutado todos mucho y finalmente con un poco de pena, hemos dejado  atrás la bella ciudad de Rennes para volver al colegio y pasar la tarde con la familia y descansar para estar preparados para pasar otro inolvidable día mañana en Saint Malo.
Personalmente, creo que nos ha gustado mucho este día y lo hemos pasado muy bien. Nos hemos aproximado aún más a nuestro o nuestra correspondant(e)  y cada día que pasa congeniamos mejor. En resumen, ha sido un día perfecto!


Ana Robles





Hoy hemos ido a visitar la capital de la Bretaña: Rennes. Cuando hemos llegado, yo no conocía nada de cultura ni de historia de aquí ya que nunca había estado en esta ciudad ni en esta región de Francia, pero cuando hemos acabado la visita sabía las cosas más destacables de esta preciosa ciudad.

Pienso que es una ciudad con mucha historia y cultura. 

Primero nos han mostrado rápidamente la catedral, para hacer posteriormente una explicación sobre la única puerta de la ciudad que queda en pie. Después de muchas explicaciones muy interesantes, otra cosa que quiero destacar es la triste historia del actual Palacio de la Justicia: durante un incendio que quemo media ciudad (1720) i que incluso quemo toda la plaza en el que se encuentra, el Palacio no se quemo, pero hace 20 años, en una manifestación, se quemo entero.
Otras paradas con explicación quehemos hecho han sido: la casa más antigua hallada en Rennes, La Plaza del Ayuntamiento (limitada por unas construcciones inmensas i colosales que fueron diseñadas por el arquitecto real de Luis XV, después del incendio), La Opera de Rennes (en la Plaza del Ayuntamiento), el barrio de "las casas de madera"...
Después, hemos comido en un parque situado en el centro de Rennes, con unas plantas i arboles magníficos, donde nos han hecho encontrar una zona donde se aloja un jardín botánico lleno de rosas, principalmente, de todos tipos y colores; en este parque también se aloja un Museo de arte contemporáneo.
En resumen, creo que ha sido un día lleno de aprendizajes y de adquisición de cultura bretona. Para mí ha sido uno de los mejores días.

Ferran Prat




  Visita guiada de Rennes




   

 



 El pícnic en "le jardin du Thabor"

 








 Tarde de tiendas